Sexo y Rock & Roll

 

El movimiento musical Rock & Roll se sitúa en los Estados Unidos en los años 50. Se acompaña de la subcultura social y de moda denominada Greaser. Toma su estética de películas como Semilla de Maldad con Marlon Barndon o Rebelde sin causa con James Dean. Muchachos engominados con peinado de tupé ducktail, chaquetas de cuero, que conducían motos y que les gustaba moverse en los límites o por fuera de la ley ya que nacieron en el seno de bandas del este y sur de los Estados Unidos. También existían los que optaban por el movimiento Preppie. Derivado del con concepto Preparatoria, la fase de los estudios antes dela universidad. Sus seguidores, generalmente, se les asociaba con clases alta y se caracterizaban por su acento, interés por asuntos de estética, popularidad o poder económico. La vestimenta es una seña de identidad más con faldas de vuelo, cinturas ajustadas, colores pastel y en ellos jerséis y pantalones de raya. La imagen es la que todos tenemos de la película “grease”, en la que John Travolta era un “Greaser” y Oliva Newton John, una “Preppie”.

 

El término "rock and roll" era en su origen un término náutico. Se refiere al "rock" (movimiento hacia atrás y delante) y "roll" (movimiento hacia los laterales) de un barco, es decir sería el balanceo del barco. Este mismo concepto se aplica a la música es especial la afroamerícana de góspel, Llamaban Rocking a la la sensación de posesión que les embargaba en determinados eventos religiosos cuando estaban con sus músicas y cantos.

La música que derivó de ahí necesitaba englobarse en un género y parece que el DJ Alan Freed de Cleveland fue el que se le ocurrió denominarlo Rock and Roll tomado de la canción “My baby rocks me with a steady roll”. Ésta y otras muchas canciones como Good rocking tonight de Roy Brown juegan con el concepto entre baile y sexo.

 

Aunque parece un etapa feliz en los Estados Unidos ocurrieron unos cambios sociales muy notables que afectaron a la mujer. Se pasaba de una época donde la mujer había salido de casa a trabajar por la necesidad de mano de obra en las diversas industrias ante la falta de hombres que estaban en la segunda guerra mundial. Sin embargo al acabar el conflicto, en los años 50, la mujer es “obligada” a volver a casa y encargarse de la familia y procurar un entorno satisfactorio para los que retornan del frente. Este tipo de publicidad la vemos en multitud de carteles, libros y recomendaciones. Las inscripciones en las universidades bajan drásticamente para las mujeres y éstas tienen que cifrar su futuro en ser buenas madres y esposas. Esto incluye también tener muchos hijos, de ahí el baby boom de esa década. No sólo eso debían tener actitud sumisa y amantísima hacia sus maridos. Se intentaban autoconvencer muchas mujeres de que su trabajo era mantener esa armonía familiar, encargarse de atender hijos, marido, mantener la casa en todos sus aspectos clásicos: limpiar, cocinar, lavar la ropa, etc. Teóricamente al menos esta situación no la consideraban como inferior a la del hombre, simplemente distinta.

Es muy interesante y resume muy bien toda lo que esa época significó para lo mujer, el libro Mística de la Feminidad de Betty Friedan. La autora habla de “el malestar que no tiene el hombre”. 

Pero esta etapa fue corta ya a finales de los 50, en 1957 se autoriza por la FDA el uso de Envoid, el precursor de la píldora anticonceptiva. De hecho ya funcionaba como tal pero su comercialización era para trastorno menstruales. El 23 de junio de 1960 ya se comercializa como anticonceptivo oral, lo que provocará la gran revolución sexual al liberar a la mujer de la opción sexo o fertilidad a la hora de mantener relaciones.

También a finales de los 50 se expande le movimiento Beat, que musicalmente desprecia el Rock and Roll, opta más por el jazz, pero mantiene su gusto esta vez más explícito por el sexo y la marginalidad. La “Beatnik land” que era la zona norte de la playa de San Francisco se hace famosa por noticias de violaciones que son amplificadas para mostrar la degradación que suponía este movimiento.

Añadir nuevo comentario